sobre sobrevivir

Publicado: octubre 1, 2009 en currele, historias de la mera muerte, inocencia, lápida, sueños

La muerte comprueba la dirección dos veces, no le gusta andar asustando a la gente sin porqué. Se quita los anteojos y llama a la puerta. Toc-tocan a muertos. Una adorable ancianita de pelo gris, casi azul, consumida por los años y el alzheimer atisba por una rendija.
—Pensé que no venías —abre la puerta, despacio.
La anciana precede a la muerte hasta el salón, arrastrado los pies artríticos todo el pasillo. 7 metros. 20 minutos de reloj.
—He preparado té —dice.
La muerte lo toma muy dulce. Encuentra las galletitas deliciosas.
—Son de las baratas —reconoce la anciana, dando un sorbito de infusión—. Un capricho.
La muerte toma otra galletita. La anciana esgrime la tetera como si pesara un quintal.
—¿Un poquito más?
La muerte niega con la cabeza. Se sacude las migas de la parca antes de levantarse de la silla. El cráneo pelado roza el techo, aunque esquivó la lámpara por un pelo.
La anciana llena su taza. Despacito.
—No pienso irme sin luchar —avisa.
Desde dónde está, la muerte puede ver el cuerpo de la anciana descomponiéndose en vida sobre la cama de su habitación. No parece demasiado peligrosa.
—¿Otra galletita? —ofrece la ancianita, en el salón.
La muerte reprime un juramento al sorprenderse sentada de nuevo, abanicando la alfombra con los dedos de los pies. Si alguien le tirara un palo lo iba a buscar.
—La última… —murmura.

comentarios
  1. Kylerath dice:

    Pobre Muerte, lidiar con ancianas encantadoras y morrudas es mucho más peligroso de lo que la gente imagina ¡Y MÁS CUANDO LE INVITAN A UNO A TOMAR ALGO!

  2. annie dice:

    Acabas de recordarme a mi Yaya. Me has sacado una sonrisa y dos lágrimas, muchas gracias.
    Un petonet.

  3. eariandes dice:

    Ains! siempre hay tiempo para una galleta de chocolate, la muerte puede esperar.

  4. Kylerath dice:

    La abuelas SIEMPRE son duras de pelar…

    Maye tardó una década en dejarse llevar… Tata está rozando el cuarto de siglo y no da señales de querer marcharse…

    Lo dicho, unas morrudas a las que quiero con locura y de las que evidentemente he heredado muchos defectos (y otras tantas virtudes)…

  5. La copa de Circe dice:

    Me gusta especialmente el contraste entre la ancianita que tarda 20 min en recorrer 7 metros y la muerte que está de los nervios (abanicando la alfombra), tan tensa que si le tiran un palo lo va a buscar…jaja… eso ha sido muy bueno!
    Pobre muerte, lo que hay que aguantar.

  6. Sally dice:

    ¿”No pienso irme luchar”? ¿Eing? Por cierto, muy bueno el blog. Y el relato, hermoso.

  7. Pecosa dice:

    El cráneo pelado roza el techo, aunque esquivó la lámpara por un pelo.

    Cuando las yayas sacan las galletas, tiembla. Luego vienen las tortas de aceite, luego el bizcocho de almendras… Es que la Muerte está muy delgada.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s