sobre la cotidianedad

Publicado: junio 15, 2008 en ¿plagio?, General, microcuentos, sueños

El auxiliar contable vomitó un conejito —blanco— recién nacido entre sus manos de pianista. Apenas el conejito abrió los ojitos —rojos— lo arrojó al retrete y tiró de la cadena. Atrapado en el vórtice de agua azulada, el conejito desapareció por el desagüe sin un reproche. El auxiliar contable se encaró al espejo para arreglarse el nudo de la corbata con sus manos de pianista. Le encantaba ésa corbata, lástima de mancha.

Anuncios
comentarios
  1. victor dice:

    La cotidianedad miedo…carajo, que sí da miedo!

  2. Sand dice:

    La vida cotidiana… aisss. Yo he leido conejito blanco y me he acordado de Alicia en el País de las Maravillas y la frase de “ese” conejito blanco… No llego, no llego… Eso es mi cotidaneidad

  3. Stiletto dice:

    ¡Es increible lo que dan de sí los contables!

  4. vittt dice:

    Algunos creen que ser contable es aburrido; lo que ocurre es que los contables -por no hablar de los auxiliares contables- son inmunes al asombro. Refractarios a la fantasía.

  5. kiram dice:

    Exactamente, son la paradoja con patas o, en su defecto son núcleos mágicos con patas… jum..Es un misterio…

  6. Demmony dice:

    Hola! Llegué aquí desde la web de alan (humorporhoras) y me gustan muchísimo tus reflexiones/posts.
    Sin ánimo de ofender, ¿esto no se parece un poco a Carta a una señorita en Paris, de Cortázar? (veo que tú mismo has etiquetado este post como plagio así que quizá estoy regando fuera del tiesto je je)

  7. vittt dice:

    Cooooooorecto!!!!. Un pequeño homenaje a Julio, fusilándolo sin contemplaciones.
    No tema ofender, Demmony. Y puede pasar a recoger su premio cuando quiera.

    Un abrazo.

  8. vittt dice:

    Por lo visto hoy toca desenmascararme…

    Sepa, Mixunga, que soy un titulador portentosísimo; que me cuesta horrores dar con los títulos de m que me caracterizan. Noches enteras sin pegar ojo, créame.

    Pd. maldigo la hora en que no se me ocurrió titularlo Sobre La Vida De Un (Auxiliar) Contable,

  9. Stiletto dice:

    Me ha encantado lo de “Refractarios a la fantasía”.

  10. Uff... dice:

    …y el auxiliar contable no recordó ese suceso en el lavabo hasta unos años más tarde, cuando la prensa desvelaba que las alcantarillas de la ciudad estaban infestadas de conejos blancos…

  11. vittt dice:

    conejos blancos ciegos que devoran a los cocodrilos…

  12. maria dice:

    ¿Que en Australia haya tal invasión conejil explicaría entonces que el agua del fregadero gire al revés?
    U know, I am an australian accountant. Down under, everything seems to be upside down. U look at the figures and cannot even tell a nine from a six.

  13. vittt dice:

    en realidad no es que el agua del retrete gire al revés, lo que pasa es que cuando un australiano tira de la cadena, el resto del mundo da vueltas a contrapelo.
    está comprobado cienfríkicamente.

  14. […] el amor verdadero El auxiliar contable tuvo una amiga imaginaria a los cinco años. Con el tiempo se casaron en una capilla de cuento y […]

  15. Pecosa dice:

    Un auxiliar contable con manos de pianista… No me creo que sea refractario a la fantasía.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s